Marluvas produce calzados que cumplen con las normas nacionales e internacionales. Para mantener la calidad y la relación costo-beneficio de los productos, la empresa tiene una estructura con softwares y equipos de última generación que dinamizan el desarrollo y los procesos de fabricación.

Los modelos se desarrollan a partir de investigaciones, buscando siempre alta performance, durabilidad y diferenciación en el diseño para cada área de trabajo. Hay varias etapas implicadas en el proceso.

Para el desarrollo, se investigan nuevos materiales que cumplan con las especificaciones técnicas como utilización, espesura, resistencia y aspecto visual, entre otras. Los materiales se someten a ensayos de laboratorio y pruebas de producción que evalúan en tiempo real sus características. El equipo de desarrollo también ofrece soporte técnico al área de producción, para garantizar las especificaciones y el desempeño del producto. Hace aún el seguimiento de las etapas, perfeccionando los métodos de producción con foco en la eficiencia y la alta productividad.

El Departamento de Investigación y Desarrollo crea modelos con diseño diferenciado y personalizado. Para cumplir con los estándares de calidad y las exigencias de los mercados interno y externo, la empresa ha modernizado su mecanismo de producción.

Además, Marluvas ha implantado un Sistema de Gestión de Calidad basado en la NBR ISO 9002:1994, con elaboración y documentación de procedimientos en conformidad con los requisitos exigidos por la norma. De esta forma, desde el 2000, la empresa está certificada por la DNV – Det Norske Veritas Certificadora Ltda.

Pero los estándares de calidad van más allá.
– Los equipamientos se controlan y se inspeccionan en todas las áreas de la empresa, de la materia prima al producto final.
– El manejo correcto de los materiales y equipamientos se consideran desde la llegada de la materia prima hasta la expedición de los productos.
– El almacenamiento de materia prima y productos se realiza de acuerdo con las condiciones y características de cada caso, preservando la integridad y las características de los materiales.
– Los calzados se embalan en bolsas plásticas o en cajas individuales, dependiendo del modelo. Sin embargo, según las necesidades particulares, esta estandarización puede cambiar de acuerdo con la solicitud del cliente en el momento de la compra del producto.
– Se definen métodos apropiados para conservación y segregación de materiales y productos.
– Tras la inspección final, la garantía de calidad del producto está asegurada por procedimientos documentados hasta dónde sea de responsabilidad de Marluvas. Cuando se especifica contractualmente, esta protección se extiende al cliente.